VICTORIA QUE VALE UNA PERMANENCIA

            Gran resultado cosechado por el equipo absoluto en su último partido de liga valenciana. Los albaceteños estaban obligados a ganar para evitar la promoción, y recibían en casa al filial del Turia, campeón matemáticamente de la competición.

            Los valencianos, que se encontraban en Madrid preparando la Fase de ascenso a 2ª Nacional que organizan dentro de 2 semanas (a la que los albaceteños también acuden como campeón de Castilla la Mancha) acudieron a la cita con un equipo de circunstancias, y los albaceteños, que se jugaban la vida, no perdonaron la oportunidad para sumar los 3 puntos.

            Con un grandísimo y ensordecedor ambiente en la piscina, comenzaba el partido. Los albaceteños intentaban hacer daño con su juego interior, mientras que los valencianos intentaban adelantarse en el marcador con lanzamientos lejanos. Unos primeros minutos de nervios hasta que los locales aprovechaban dos superioridades para adelantarse en el marcador. Con una defensa férrea, sustentada con una grandísima actuación del jovencísimo meta Manuel Rovira (que cumplía 15 años el día anterior), los albaceteños poco a poco iban distanciándose más en el marcador, llegando al descanso con 5 goles a 0.

            La segunda parte, los manchegos bajaron un poco el ritmo de juego, para controlar más el partido, pero los valencianos no se daban por vencidos. En este segundo tiempo, el partido se igualó más, llegando al final del partido con un marcador de 9 goles a 3, que dejaba los 3 puntos en Albacete, y les permite evitar la promoción, lo que garantiza al joven equipo albaceteño disputar otro año más la División de Honor Valenciana.

            A pesar de conseguir el objetivo en la última jornada, no se puede obviar el grandísimo trabajo del equipo a lo largo de toda la temporada, ya que el equipo ha perdido a varios jugadores importantes, que han sido suplidas por canteranos, y aún así han obtenido la mayor puntuación de los 4 años que el equipo lleva disputando esta competición.

 

            Por su parte, el equipo filial, compuesto totalmente de canteranos, no podrá luchar por el ascenso a 1ª División, ya que perdió con el filial del Turia por un ajustado 10-11. Partido luchado hasta el final, pero varios fallos de los jóvenes albaceteños impidieron conseguir un resultado positivo.

            Con estos resultados los equipos terminan la temporada, en la que se ha conseguido el título de liga de Castilla la Mancha, y la permanencia en División de Honor Valenciana, mientras que el filial obtuvo la tercera plaza en la liga regional, mientras que ha finalizado en mitad de la tabla en la liga levantina.

 

            Ahora, el equipo absoluto, se prepara para disputar la fase de ascenso a 2ª División Nacional, que se disputa en Valencia del 11 al 13 de Mayo, en la que los albaceteños han quedado encuadrado en el grupo B, junto a Turia y Godella como representantes Valencianos, Caballa de Ceuta, Santiago y Pontevedra como Gallegos, y Sant Josep, de Ibiza. Dura prueba para el joven equipo manchego, que afronta la cita lleno de ilusión, con la mentalidad de pelear todos los partidos y que los jugadores adquieran nivel y experiencia, para afrontar la competición en el futuro con opciones reales de ascender a liga nacional.

Waterpolo Albacete VICTORIA QUE VALE UNA PERMANENCIA